Narrador omnisciente (en cien palabras)

Fue ella, esa chica de belleza turbadora que te cautivó desde que vuestras miradas se cruzaron por primera vez, fue la atracción de esa belleza, su cuerpo, el húmedo contacto con sus mejillas o con sus labios cuando os saludasteis en medio del ruido, fueron su piel y sus brazos rodeándote, su aliento cercano mientras te perdías en su mirada, fue el roce inesperado de sus manos al despediros, la impresión grabada de su caricia en aquel fugaz saludo, tan electrizante. Fue ella, es bueno que lo sepas: esa chica, y no otra, fue la que te contagió la gripe.

Anuncios

6 pensamientos en “Narrador omnisciente (en cien palabras)

Deja un comentario, qué te cuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s